El día en que Tesla habló con extraterrestres

Un excéntrico personaje estaba sólo en su taller en Colorado Springs, una noche de 1889, junto a una de las extrañas máquinas que construía para continuar experimentando con la energía eléctrica de manera inalámbrica. Un transmisor magnificador, que era una versión mejorada de las bobinas que había bautizado con su propio apellido. Todo marchaba con normalidad hasta que algo llamó la atención del inventor, una serie de secuencias que contaban «Uno…dos…tres» de manera repetida. Estaba atónito. No podía creerlo y continuó revisando. «Uno…dos…tres» Era imposible. ¿Cómo podía serlo? «Uno…dos…tres» Finalmente… los extraterrestres entraron en contacto.

tesla hablo con extraterrestres datos

Nikola Tesla fue el primer personaje en entrar en contacto directo con los aliens… o al menos el pionero en comenzar una relación unidireccional con seres de otro planeta. Pensaba que eran de Marte o Venus y que finalmente, gracias a sus inventos, podía escuchar que querían comunicarse con nosotros. «Uno…dos…tres». Era una secuencia constante que parecía un llamado. Un mensaje que requería que contestáramos. Sin embargo, dejaron de sonar. Se silenciaron después de un momento. Pero la idea de que no estábamos solos en el Universo cambió a Tesla para siempre.

Los mensajes extraños

tesla hablo con extraterrestres

Un año después de que recibiera las señales y comenzara a trabajar en encontrar otros mensajes, la Cruz Roja norteamericana le pidió a Tesla que predijera el logro más grande de la humanidad para el siglo XX, y el genio respondió en la navidad de 1900 lo siguiente:

«A la Cruz Roja Americana, Ciudad de Nueva York.

La retrospectiva es gloriosa, el prospecto es inspirador: Mucho podría decirse de ambos, pero una idea domina mi mente. Esta –mi mejor idea, mi más querida– es para tu noble causa.

He observado acciones eléctricas que han aparecido de manera inexplicable. Aunque fuesen débiles e inciertas, me dieron una profunda convicción y la presencia de que todos los humanos en este globo, unidos como uno, mirarán hacia el firmamento en el cielo con sentimientos de amor y reverencia encantados por las buenas noticias: ¡Hermanos! Tenemos un mensaje de otro mundo, desconocido y remoto. Dice «Uno…dos…tres».

—Nikola Tesla

tesla hablo con extraterrestres registros

El entusiasmo de Tesla era evidente en sus palabras. Durante años había soñado con la compañía de otros seres en el Universo y finalmente se hacía tangible. Sus diarios perdidos, que luego fueron publicados, revelan su esfuerzo por tratar de encontrar nuevas señales con su receptor de radio, pero pocas veces lograba hallar algo. Intentó enviar mensajes, pero nunca recibió respuesta.

En una entrevista para Collier’s Weekly, en 1901 reveló:

«Nunca podré olvidar las primeras emociones que experimenté cuando me llegó la idea de que había observado algo con consecuencias incalculables para la humanidad. Sentí como si estuviese presente en el nacimiento de un nuevo conocimiento o la revelación de una gran verdad. Mis primeras observaciones me aterrorizaron positivamente porque había algo misterioso –sin mencionar lo sobrenatural– y estaba solo en mi laboratorio de noche; pero la idea de que esas perturbaciones eran señales inteligentemente controladas no se me había presentado en ese momento inmediato».

La obsesión que nació esa noche de 1889 pudo haber formado la mente del genio más allá de lo que pensábamos. Treinta años después del hecho, el hombre estaba desarrollando tecnologías que pretendían recoger electricidad de otros cuerpos planetarios para crear energía sustentable.

tesla hablo con extraterrestres aliens

Tesla pasó gran parte de su vida tratando de descifrar esos mensajes o comunicarse con los alienígenas. En 1920 aún trabajaba en ello y mencionaba que posiblemente el mensaje pudo haber llegado desde la misma Luna. Durante años fue considerado un consultante para aquellos que quisieran saber sobre el espacio exterior y la vida en otros planetas.

Pero Tesla sólo vivió un sueño.

Los mensajes no eran de alienígenas. De hecho no eran mensajes. Lo que Tesla veía como mensajes encriptados eran en realidad ondas de radio cósmicas. Lo que su receptor mostraba no era más que la radiación que expulsaban los planetas a su alrededor. Se especula que pudo haber recogido las ondas de Júpiter producidas por su tormenta durante un periodo en el que estuvo más cerca de la Tierra; en casi el mismo ángulo que Marte, por eso pensaba que venían de ese planeta.

Tesla no fue el primero en comunicarse con seres de otro planeta, sino el primero en hacer registro de las ondas de radio cósmicas que expulsan esos cuerpos. Hasta el último día de su vida, pensó que no estábamos solos en este Sistema Solar.

tesla hablo con extraterrestres nikola
El genio no contactó a los aliens, sin embargo, eso no significa que estemos solos en el Universo. Las ideas de Tesla las comparte gran parte de la comunidad científica: no somos los únicos y en cualquier momento podríamos comunicarnos con otros seres inteligentes. Conforme la humanidad avance en el conocimiento del cosmos, esas posibilidades se harán más grandes hasta que finalmente nos encontremos de frente con los extraterrestres y tengamos que lidiar con el problema principal; ¿cómo comunicarnos con ellos?

 

Comentarios

comentarios