Su secuestro apareció en Facebook. Policía rastreó su ubicación y descubrió que ella era la culpable

Las reveladores imágenes mostraban a la mujer atada de manos y con una mordaza al interior de su boca.

La exhibición de un inquietante video alertó a los amigos y familiares de Thelma Williams de 38 años, el cual mostraba a la mujer atada de manos y con una mordaza al interior de su boca. Los presuntos atacantes amenazaban con matarla si no obtenían respuesta inmediata, por lo que sus cercanos dieron aviso del hecho a la policía de Ohio, la cual llevó a cabo de forma inmediata una búsqueda vía terrestre y aérea de la mujer.

El policía a cargo de la investigación, Richard Jones, decidió cerrar la autopista contigua al domicilio de Williams, con el propósito de resguardar las vidas inocentes que podrían caer en manos de quienes estaban detrás del secuestro. Cuando personal uniformado llegó al domicilio de la víctima, la encontraron con la ropa rasgada y atada de manos, sin embargo no había rastro de los presuntos atacantes.

Facebook
Facebook
Facebook

Williams manifestó que minutos antes, un hombre identificado como Tony llegó hasta las dependencias de su casa con el rostro cubierto y arremetió contra ella. La golpeó y posteriormente la ató de manos y le colocó una mordaza en su boca para que no pudiera pedir ayuda. Conforme a la información entregada por la víctima, personal uniformada identificó que un sujeto con el mismo nombre había hackeado su cuenta personal de Facebook y había publicado mensajes amenazantes. 

Tras varias horas de investigación para dar con el paradero del atacante, la policía local descubrió que todo se trataba de una brutal mentira. Williams fingió su secuestro para llamar la atención de su familia y convertirse en el centro de atención de la ciudad en donde actualmente reside, tras romper con su novio. 

 

La prueba que permitió identificar que todo se trataba de un falso secuestro fue un video captado por las cámaras de seguridad de un McDonalds, cuyas imágenes mostraban a la presunta víctima comprando comida rápida en el mismo horario en que se publicó el mensaje sobre su secuestro. 

La mujer fue detenida por la policía y en los próximos días deberá enfrentar un juicio en su contra, en el cual obtendría una pena de prisión efectiva. 

Comentarios

comentarios